Sabrán quienes somos por nuestro amor

Traducción de Zulma M. Corchado de Gavaldá


Tema: Jesús da un Nuevo mandamiento: Ámense unos a otros (Resurrección 5C).
Objetos: Un afiche con animales del zoológico (Haga clic aquí)
Escritura: “Este mandamiento nuevo les doy: que se amen los unos a los otros. Así como yo los he amado, también ustedes deben amarse los unos a los otros. De este modo todos sabrán que son mis discípulos, si se aman los unos a los otros” Juan 13:34-35 (NVI).

Me encanta ir al zoológico y ver todos los animales. En esta mañana haremos un viaje imaginario al zoológico. Les enseñaré un afiche con algunos animales y veré cuántos pueden nombrar. Señalaré a un dibujo y ustedes dirán el nombre del animal. ¿Están listos? Aquí va el primero.

1. ¿Cuál es este animal? (Señale el elefante.) ¡Correcto! Es un elefante. Un elefante es fácil de identificar, ¿no es así? Es uno de los animales más grandes, su color es gris, tiene una trompa bien grande la cual usa para comer y beber y tiene dos grandes colmillos, uno a cada lado de la trompa.

2. Aquí está el próximo. (Señale la jirafa.) Identifica a este animal. Están en lo correcto nuevamente. Es la jirafa. Esa era fácil. La jirafa es uno de los animales más altos que existen. Es tan alto que puede comer hojas del árbol sin doblarse. Tiene un patrón de manchas único y puede correr a una velocidad de 35 millas por hora.

3. El próximo es un animal muy curioso y raro. ¿Puedes decir cuál es? (Señala el rinoceronte.) ¡No puedo engañarlos! Es un rinoceronte. ¿Cómo puedes diferenciarlo de un elefante? Después de todo, es grande y de color gris. ¡Ah!, porque tiene un cuerno grande en su nariz. Eso ayuda a identificarlo rápidamente.

4. Acerca de este animal, ¿pueden decirme qué es? (Señale la cebra.) ¡Están correctos nuevamente! Pensé que me dirían que era un caballo. ¿Cómo sabías que era una cebra? ¡Así es! La cebra tiene franjas blancas y negras. Un caballo no las tiene.

5. Este es el último. (Señala al león.) Creo que adivinarás este. Es un león, el rey de las bestias. Es como un gato bien grande, y el león macho tiene una melena muy bonita alrededor de su cuello.

Todos ustedes hicieron una gran labor identificando estos animales del zoológico, pero les tengo otra pregunta. ¿Cómo podría alguien identificarte como seguidor de Jesús al tan solo mirarte? Esa es una pregunta muy difícil, ¿no es así? Bueno, nuestra lectura bíblica de hoy tiene una buena contestación.

Un día Jesús estaba hablando con sus discípulos. Él sabía que pronto llegaría el día en que regresaría al cielo y estaba tratando de preparar a sus discípulos para el día en que él no estuviera con ellos. Él deseaba dejarles algo que pudiera ayudarles a vivir de tal manera que otras personas al verles pudieran saber que ellos eran sus discípulos

“Estaré con ustedes un poco más,” dijo Jesús. “Entonces me buscarán, pero no me encontrarán porque no pueden ir a donde voy. Pero les doy un nuevo mandamiento: que se amen los unos a los otros como yo les he amado. Todos sabrán que son mis discípulos, si se aman los unos a otros”.

¿Te gustaría que las personas al fijarse en el modo en que vives se dieran cuenta de que eres un seguidor de Jesús? Entonces, obedece su mandamiento: “Ámense los unos a los otros como yo les he amado”.

Amado Padre, ayúdanos a vivir siguiendo el mandamiento que Jesús le dejó a sus discípulos. Ayúdanos a amarnos de la manera en que Jesús nos ama para que otros puedan saber que somos sus discípulos. En el nombre de Jesús oramos. Amén.

Actividades grupales interactivas
Página para colorear
Crucigrama
Completa los espacioas
Palabras secretas
Silueta de palabras
Sopa de letras
Boletín para niños